Psicología femenina

Psicología femeninaUn campo muy importante en nuestra vida es la psicología. Se trata de la ciencia que estudia la conducta observable de los individuos y sus procesos mentales, incluyendo los procesos internos de los individuos y las influencias que se ejercen desde su entorno físico y social.El psicólogo es la persona que estudia el comportamiento humano en sus diferentes ámbitos desde un enfoque científico. De ahí que personajes tan importantes como Sigmund Freud, Carl Jung, Carl Rogers, Alfred Adler, Jean Piaget, Wilhem Wundt o Eric Berne, que provienen de áreas tan dispares como la medicina, la biología y la física, sean considerados como los padres de la psicología y que se les reconozca, dentro del gremio, su estatus como psicólogos.

Sin embargo me surgen algunas preguntas interesantes. ¿Por qué no hay psicólogas de prestigio reconocido a lo largo de la historia? ¿Realmente se trata de un campo de la ciencia cerrado a ellas y exclusivo de los hombres? ¿Por qué, al revisar la literatura y los índices por autor de los principales textos de consulta en psicología, solo se referencia hombres?

La respuesta la podemos encontrar, como muchas otras veces, en esa discriminación histórica que han sufrido las mujeres a lo largo de muchos siglos. El papel de las mujeres en el desarrollo científico y tecnológico ha estado siempre presente, pero sólo hasta el siglo XX se permitió a las mujeres asistir a la universidad. Desde sus comienzos, incluso antes de que la psicología fuese reconocida como campo de estudio, las mujeres contribuyeron de modo significativo a esta disciplina, pero al contrario que los varones, estas mujeres fueron objeto de discriminación y prejuicios por su condición como mujeres, sin tomar en cuenta la calidad de sus ideas.

A las mujeres se les fue negada la admisión a muchas universidades, otras fueron expulsadas de laboratorios y sociedades científicas, a otras les rechazaban sus trabajos en las revistas por razones no científicas, o les fueron negados sus títulos aún después de haber demostrado la suficiencia e idoneidad necesarias para obtenerlos y les fue imposible mantener, en la mayoría de los casos, sus cargos de enseñanza e investigación en universidades y laboratorios solo por el hecho de ser mujeres.

Psicología femenina2A pesar de estos tropiezos, las mujeres jugaron un importante papel, a veces no reconocido por la psicología. Por ejemplo, la primera edición de American Men of Science (Cattell, 1906), publicó una lista de 186 psicólogos, 22 de los cuales eran mujeres. En esta lista no se incluía a otras 5 mujeres que eran miembros de una reciente asociación llamada American Psychological Association (APA). De entre los 50 psicólogos más famosos Catell reconoció 3 mujeres: Mary Whiton Calkins, Christine Ladd- Franklin y Margaret Floy Washburn.

Es de destacar el caso de tres mujeres, cuyos trabajos merecen un reconocimiento más explícito y potente que el que han recibido hasta el momento. Se trata de la estadounidense Mary Whiton Calkins (1883-1930), pionera en psicología, la suiza Bärbel Inhelder (1913-1997), cuya carrera transcurre junto a Jean Piaget, y de la canadiense Joan Mowat Erikson (1903-1997), cuya producción intelectual parece haber sido adjudicada a la de su esposo Erik. Un estudio revela la presencia de factores socioculturales que habrían posibilitado discriminaciones por género, tales como minimización de sus aportes teóricos y experimentales, o su eliminación de la historia.

En mi opinión, una parte importante de los primeros esfuerzos por reconsiderar el papel de las mujeres en la ciencia y tecnología lo constituye la reescritura de la historia para recuperar del olvido a mujeres que, pese a haber hecho contribuciones destacables en el ámbito científico-tecnológico, han sido silenciadas por la historia tradicional, bien debido a distintos tipos de sesgos, bien debido a concepciones estrechas de la historia de la ciencia que reconstruyen la disciplina sobre los nombres de grandes personajes y teorías o prácticas exitosas y dejan de lado otras actividades y contribuciones en modo alguno colaterales al desarrollo de la ciencia.

Fuentes y enlaces de interés

http://www.sitiosdima.net/diana/lasmujeresenlapsicologia.doc

http://html.rincondelvago.com/historia-de-la-psicologia_2.html

http://www.psicorip.org/Resumos/PerP/RIP/RIP036a0/RIP03802.pdf

http://es.wikipedia.org/wiki/Psicolog%C3%ADa

http://hablemosdepsicologia.blogspot.com/

Be Sociable, Share!

6 Comentarios to “Psicología femenina”

  1. Cristina Cebriano on enero 31st, 2010 23:20

    Supongo que en el caso de la psicología ocurre como en otros muchos campos de la ciencia, en los que durante siglos las mujeres han sido vetadas. A parte de que se las negara el derecho fundamental como es la educación universitaria, lo cual ya les limitaba bastante el camino, supongo que el estudio de la mente humana era un tema demasiado importante como para tener en cuenta la opinión de algunas pocas mujeres que se esforzaban por desenmarañar algo tan complejo.
    A si que creo que aquellas que consiguieron algo de reconociento, este debe ser valorado de una forma muy especial, porque esas mujeres, nacidas en una época que les maltrataba, en muchos casos estudiaban a escondidas y saltandose los clichés sociales que las condenban a estar encerradas en sus cocinas y criar de sus hijos.
    Por supuesto, el reconocimiento también a todas aquellas que no consiguieron nunca salir del anonimato, pero que de alguna forma, seguramente dejaron su semilla, para que otras pudieran recoger sus testigos y ser criadas en ambientes en las que ya no se las condenara a un ostracismo desde la cuna
    Unos links de interes…
    desciclo.pedia.ws/wiki/Psicóloga
    discrecionmexicana.blogspot.com/…/mujeres-psiclogas.html
    http://www.biografiasyvidas.com/enlaces.htm

  2. PAULA CANAL on marzo 3rd, 2010 15:51

    Dada tu aportación al blog sobre “Psicología Femenina” no puedo evitar tratar el siguiente tema: “LA HISTERIA FEMENINA”.
    Según la wikipedia (http://es.wikipedia.org/wiki/Histeria_femenina)
    fue el diagnóstico habitual de un amplio abanico de síntomas, que incluían “desfallecimientos, insomia, retención de fluidos, pesadez abdominal, espasmos musculares, respiración entrecortada, irritabilidad, pérdida de apetito y “tendencia a causar problemas”.
    Así las cosas, no es de extrañar que la mujer no se incorporase al mundo científico de la psicología como tu bien relatas hasta bien entrado el s.XIX.
    Un mito que ya era famoso en la antigüedad griega aseguraba que la enfermedad de la histeria (considerada propia de las mujeres) era causada por el útero, órgano que se pensaba que deambulaba por el cuerpo de la mujer, sin orden alguno, y que al llegar al pecho producía la enfermedad.
    Todo esto es fruto sin duda del desconocimiento pero ¿por qué se ha seguido vinculando la histeria a la mujer hasta el siglo XX.? ésto por otra parte es un tema bien interesante de debatir…
    Podéis vistar los siguientes enlaces:
    http://es.wikipedia.org/wiki/Histeria_femenina
    http://www.psicologoescolar.com/ARTICULOS/PAGINAS_DE_ARTICULOS/salamanca_javier_de_santiago_el_oscuro_mensaje_de_la_histeria_femenina.htm
    http://www.fundacionagalma.org.ar/Detalles.asp?105

  3. Azahara Oliva González on mayo 16th, 2010 23:33

    Estoy deacuerdo con Cristina en que aquí tenemos un ejemplo más de cómo a lo largo de la historia la mujer no ha sido tenida en cuenta para las decisiones a tomar (según “no sé quién” a lo largo de la historia) más importantes ya que no era considerada válida para ello. En el caso de la psicología tenemos el caso de que en vez de tener en cuenta la opinión o valoración de una mujer era más fácil tachar sus aportaciones de errores de pensamiento o enfermedades psicológicas como la que aporta Paula, para así justificar de alguna manera el hecho de que su trabajo no iba a ser tenido en cuenta. Afortunadamente, como siempre digo, si no del todo casi casi tenemos superado esto hoy en día.
    http://revista-digital.verdadera-seduccion.com/category/psicologia/psicologia-femenina/
    http://www.elalmanaque.com/psicologia/humor/hum10.htm
    http://www1.universia.net/CatalogaXXI/C10010PPARII1/E89240/index.html

  4. Angela García Martín on septiembre 26th, 2010 17:43

    Aparte de la aportacion de psicologia femenina, he estado leyendo el resto de comentarios y me ha parecido tambien una gran aportacion el tema de la Histeria que nombre Paula, pues era algo que desconocia y parece ser una de las claves por las que las mujeres han tenido tantas trabas para desempeñar los estudios de la psicologia.

    El tema de la inferioridad que sufrian las mujeres por parte de los hombres, el dominio y control que creian poseer sobre ellas tambien creo que ha sido de gran influencia.

    Hoy en dia, creo que este tema se va resolviendo, pues contamos con grandes especialistas mujeres en España y en todo el mundo.

  5. Angela García Martín on septiembre 26th, 2010 17:46

    Aparte de la aportacion de psicologia femenina, he estado leyendo el resto de comentarios y me ha parecido tambien una gran aportacion el tema de la Histeria que nombre Paula, pues era algo que desconocia y parece ser una de las claves por las que las mujeres han tenido tantas trabas para desempeñar los estudios de la psicologia.

    El tema de la inferioridad que sufrian las mujeres por parte de los hombres, el dominio y control que creian poseer sobre ellas tambien creo que ha sido de gran influencia.

    Hoy en dia, creo que este tema se va resolviendo, pues contamos con grandes especialistas mujeres en España y en todo el mundo.

    http://www.uib.es/servei/comunicacio/sc/projectes/arxiu/nousprojectes/genere/genero.pdf

    http://www.elalmanaque.com/psicologia/humor/hum10.htm

    http://www.alfinal.com/Salud/mujerpsico.php

  6. Osvaldo Buscaya on agosto 12th, 2014 8:37

    *FEMENINOLOGÍA
    *Ciencia de lo femenino
    Postulado: la irresoluble perversión no sublimada y ambigüedad sexual del varón
    Las fuertes resistencias contra lo femenino no serían de índole intelectual, sino que proceden de fuentes afectivas; la irresoluble perversión no sublimada y ambigüedad sexual del varón que posee la decisión final en éste esquema, donde lo masculino sigue siendo la ley.
    Femeninologia
    Nota (1)
    Introducción
    Mi punto de vista, es sólo eso, un punto de vista producto de mi apreciación, percepción y lectura de lo real que sería mi consideración de la realidad, donde para el otro sería la irrealidad. Siempre sería una elección. Mi elección es el psicoanálisis (Sigmund Freud). Dentro de mi elección consideramos que nuestra civilización sería el resultado de haber pasado del esquema de la horda primitiva, donde el macho más viejo poseía exclusiva y absolutamente su privilegio sobre las hembras. En ésta hipótesis, en el fondo de los tiempos, el ingreso al actual esquema de la civilización, se produciría por la rebelión de los restantes machos más jóvenes que liquidan y comen al represor, para posteriormente surgir la culpa y el arrepentimiento.
    Esta rebelión en definitiva, por la situación de las hembras, implica la posesión sobre un objeto. Se trató de una rebelión “masculina”, donde la finalidad era reemplazar a otro “varón”, lejos de “liberar” al otro sexo, todo lo contrario; lo femenino cambiaba de amo: se cambiaba para que nada cambie y así llegamos al siglo 21, en que el nacimiento del clan y el totemismo, en su “evolución” nos lleva al presente esquema de la civilización. La literatura sobre el tema nos eximiría de profundizar, esta cuestión, no obstante podemos agregar que las fases del denominado complejo de Edipo marcan diferencias fundamentales entre el varón y la mujer, respectivamente, en su ingreso a la “civilización”. Predominó el varón en éste desarrollo milenario, quizá, como prioritaria necesidad que permitió el desarrollo de los aspectos científicos y técnicos.
    Sin embargo la irresoluble perversión no sublimada y la ambigüedad sexual del varón que posee la decisión final en éste esquema, donde el varón sigue siendo la ley, nos precipita a un desencajamiento que hace retroceder lo “bueno” y aumentar lo “malo” de la comunidad global que afectaría lo local de cada área mundial. Son las mujeres, precisamente desde mi punto de vista la alternativa única para revertir ésta tendencia, dado que lo masculino represor no permitió desde el principio de la historia la participación de lo femenino. Hoy por razones que han desbordado la “capacidad” de lo masculino se produce la fisura en el muro implantado contra la mujer y posiblemente estemos en el momento histórico para que enfrenten al verdadero contrincante. Pero es mi lectura de la “cosa”, sin pretender convencer atento que es una elección en los múltiples caminos a seguir. La naturaleza no es amoral ni moral. Lo moral, lo ético es una imposición del encéfalo. La imposición se impone. Imponer es poder.
    Con el poder se derrota el sistema genocida, con más poder que el del sistema genocida. Siempre es una elección si se presenta la oportunidad, la conveniencia y la interpretación. Siempre sería prevalente la elección y la decisión. Es un hecho de poder; seguir así en ésta línea o la mujer intenta otra vía, pero de intentarlo debe derrotar al varón. No tomar el poder le significa, a la mujer, proseguir en el enredo “leguleyo” del varón que abruma con “avances” y elocuencia sobre informes y programas de desarrollo humano. ¿Que serían en realidad estas “disposiciones”, producto del sistema masculino? Papeles “pintados”. No se pretende emitir un juicio de valor, sólo describir desde mi punto de vista. Lo real indicaría que es un juego de “poder” y el problema, en definitiva, es de la mujer.

    Buenos Aires
    Argentina
    1 de diciembre de 2009
    Osvaldo Buscaya
    (Psicoanalítico)
    Femeninologia
    Lo femenino es el camino
    femeninologia@yahoo.com.ar

Deja una respuesta